PP y Cs se ponen de perfil con los escándalos financieros del emérito y elogian a Felipe VI

PP y Cs se ponen de perfil con los escándalos financieros del emérito y elogian a Felipe VI

La estrategia que está siguiendo la derecha es evitar hacer referencias a los escándalos que planean sobre el emérito. Para el PP, el Gobierno quiere abrir el debate sobre monarquía o república con fines partidistas. «No se habla de eso en la calle».

La sombra de la corrupción planea sobre el rey emérito Juan Carlos I, al que ya se investiga por presuntos delitos fiscales y de blanqueo de capital por la tapadera ‘off shore’ con la que ocultó una fortuna por la que no pagó al fisco español, superior a los 100 millones de dólares, y de los que 65 millones fueron transferidos a su examante Corinna Larsen. Sólo en el año 2010, en plena crisis económica, el todavía rey sacó 1,5 millones de euros de la fortuna secreta que mantenía en Suiza, según revela El Confidencial. Las operaciones se produjeron al menos entre 2008 y 2012, en los peores años de la crisis económica.

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, calificó de «inquietantes» y «perturbadoras» las últimas informaciones publicadas sobre las presuntas corruptelas del emérito. «Nos perturban a todos, a mi también», aseguraba el miércoles. Sin embargo, en el Ejecutivo y en la Casa Real ya están estudiando todo tipo de escenarios y posibilidades con un objetivo primordial: proteger a la Felipe VI y blindar la forma política del Estado, la monarquía parlamentaria.

La estrategia que están siguiendo las formaciones de la oposición, PP y Ciudadanos, es evitar hacer referencias a estos escándalos que planean sobre el emérito a la vez que elogian la «ejemplaridad» del actual monarca, su hijo Felipe VI. «Lo inquietante y perturbador no es la monarquía, sino este gobierno radical», ha señalado este viernes el líder popular, Pablo Casado, en el acto de cierre en Euskadi, en el que también le ha pedido a Sánchez que proteja al monarca de los «ataques intolerables» del vicepresidente Pablo Iglesias.

Para el líder de Unidas Podemos, integrado en el gobierno de coalición, el hecho de que Sánchez se haya posicionado al respecto, «supone una novedad muy importante» respecto «a la postura que tradicionalmente han adoptado los líderes del PSOE y los presidentes del Gobierno de España sobre la Corona».

«Esto no va contra el rey, sino contra la monarquía constitucional, contra la unidad nacional, el Estado de derecho y el futuro de nuestros hijos», ha proseguido Casado. El conservador también ha definido a Felipe VI como «una persona intachable, un profesional, un patriota, que defiende como nadie los intereses de los españoles». Dos días antes, Casado aseguraba que el PP apoyaba la conducta «ejemplar y transparente» del rey «en estos seis años de reinado».

Las fuentes populares consultadas señalan a Público que a Sánchez «le conviene» avivar el debate sobre monarquía o república de cara a las elecciones autonómicas de Galicia y Euskadi del próximo domingo. Para el PP este debate «no existe en la calle» y aseguran que su formación seguirá defendiendo la monarquía constitucional como forma de Estado más adecuada para España.

Cs califica de «repudiables» los ataques a la Corona

El portavoz adjunto de Cs, Edmundo Bal, actualmente la cara visible de la formación debido a que Inés Arrimadas se encuentra de baja por maternidad, calificó el pasado lunes de «absolutamente repudiables» las «declaraciones en las que se trata de atacar a la Corona» tras hacerse conocerse las nuevas informaciones sobre los escándalos del rey emérito. Para Bal, hay algunas formaciones políticas que están tratando de «erosionar y socavar los cimientos de la democracia española» atacando la institución.

«Todas las informaciones que estamos conociendo respecto al emérito están siendo investigados por la Fiscalía del Tribunal Supremo. Nosotros respetamos la labor de los jueces y fiscales y vamos a dejarles trabajar», señalan fuentes de la formación, un mensaje que ya trasladó Bal a principios de esta semana.El portavoz adjunto señaló días más tarde que «no estamos en el momento» de reformar la Constitución para limitar la inviolabilidad de rey.

Los naranjas defienden que el rey Felipe VI «ha demostrado su compromiso con la transparencia desvinculando a su padre de todas las labores representativas, o renunciando hace meses a cualquier herencia de su padre» y aseguran que la Casa Real debe ser «ejemplar» también en materia de transparencia.

El rey Felipe VI no puede renunciar a la herencia

Ni Felipe VI ha renunciado a la herencia de su padre, ni tampoco podría hacerlo: lo prohíbe el Código Civil. Pero el comunicado de la casa real difundido el pasado mes de marzo permitía llegar a esta falsa conclusión. Dicho comunicado supuso un bombazo informativo y sólo de su lectura detallada se concluye que Felipe VI tiene intención de renunciar a la herencia. La Casa Real optó por realizar este anuncio cuando toda España estaba pendiente de la crisis del coronavirus y los ciudadanos permanecían confinados en sus casas.

En concreto, el comunicado sostenía que el rey «quiere que sea conocido públicamente que S.M. el rey don Juan Carlos tiene conocimiento de su decisión de renunciar a la herencia de don Juan Carlos que personalmente le pudiera corresponder….». El Código Civil es tajante: considera nula toda renuncia a futuro de una herencia. Y esto afecta también a Felipe VI. Así se refleja en el artículo 991: «Nadie podrá aceptar ni repudiar sin estar cierto de la muerte de la persona a quien haya de heredar y de su derecho a la herencia»

PÚBLICO

Sobre el Autor

Digital Extremadura

Digital Extremadura

PromoChest

Promochest